Organiza tu vida laboral

Quien soy
Joe Dispenza
@joedispenza
FUENTES CONSULTADAS:

wikipedia.org

Organiza tu vida laboral

Es importante aprender a gestionar el tiempo para dedicarlo a la vida laboral y para dedicarlo a uno mismo. Si bien requiere un poco de esfuerzo, puede mejorar la productividad y hacerte aún más feliz.

Última actualización: 18 de febrero de 2022

A veces, lograr un equilibrio entre el trabajo y la vida no es fácil. Si te mantienes siempre conectado al trabajo, gracias al uso de las nuevas tecnologías, la situación podría complicarse. De ahí la importancia de establecer límites para equilibrar y organizar la vida laboral y personal..



Para empezar, es importante comprender que trabajar continuamente no equivale a una mayor productividad. Entonces, “robarle” tiempo a tu familia o tus hobbies no mejorará tu desempeño.

En realidad, la furia laboral puede generar situaciones estresantes no deseadas que al final solo provocan malestar e infelicidad. Encontrar un equilibrio en todos los aspectos de la vida es esencial para el bienestar psicofísico de un individuo.

“Creo que tener éxito significa tener un equilibrio entre las historias de éxito que afectan todos los aspectos de tu vida. No puedes considerarte una persona exitosa en ropa de negocios si tu vida familiar está en ruinas".

-Zig Ziglar-

Señales de que el trabajo se está apoderando de tu vida

Tom Fryers en una de sus publicaciones indica 3 tipos de personas que trabajan demasiado:

  • Aquellos que tienen su propio negocio y sienten que no pueden tener éxito sin ellos.
  • Los que están empleados, pero totalmente absortos en su trabajo hasta el punto de que no pueden desconectarse de él, como algunos académicos y profesionales de la salud.
  • Aquellos que trabajan muchas horas porque eso es lo que espera la cultura, el negocio o la sociedad y creen que se requiere un compromiso del 150% para mantener su trabajo o ser promovido.

El dato curioso es que, mientras que los dos primeros grupos están formados por personas que suelen optar por trabajar horas extra por su cuenta, en el tercer grupo esto no suele ocurrir. En este último grupo, también existe una mayor probabilidad de experimentar los efectos negativos de un desequilibrio entre el trabajo y la vida privada.



Esto se debe a que las personas de los dos primeros grupos de alguna manera han elegido esa vida, lo que por lo general no sucede en el tercer grupo. He aquí por qué es menos probable que estas personas entiendan lo que están haciendo. Además, pueden pensar más fácilmente que no pueden controlar su vida como les gustaría.

¿Cómo podemos entender si estamos en esta situación? Las siguientes circunstancias pueden alertarnos de la existencia de un desequilibrio en la vida laboral:

  • Trabajando más horas que otros compañeros.
  • No poder desconectar del trabajo al final del día.
  • Pensar que el valor personal depende únicamente de los éxitos laborales.
  • Tener relaciones personales tensas y estresantes.
  • La vida laboral afecta negativamente a la salud.
  • Ignorar aficiones y actividades que se realizaban durante el tiempo libre y que antes se apreciaban.
  • Sensación de quedarse atrás (no importa cuánto).

5 ideas para organizar tu vida laboral

El secreto para encontrar el equilibrio, en general, está en equilibrar la vida laboral, que afecta en gran medida a todo lo demás. El tiempo que pasa en el trabajo, pero especialmente las actividades laborales que realiza fuera del horario laboral, dependen de su control. Aunque te parezca difícil, lo es.

Organizar tu vida laboral es posible y, como ya hemos dicho, encontrar el equilibrio con los demás aspectos de tu vida promoverá mayores niveles de bienestar y reducirá el estrés.

Se ha demostrado que las largas jornadas laborales no aumentan la productividad. Cada día adicional, más allá de las 49 horas de trabajo por semana, tiene un impacto negativo en la productividad del trabajador.



1. Lleva un diario para evaluar cómo se pasan los días

¿Cómo pasas tus días? ¿Estás en "piloto automático" o eres consciente de lo que te está pasando? Es importante pensar en ello. El primer paso para cambiar es saber de dónde has venido, qué estás haciendo y cómo te afectan estas actividades. Hay muchas herramientas y técnicas que pueden ayudarte. Uno de los más fáciles es llevar un diario.

De esta forma, puedes tener una descripción detallada de lo que te hace sentir bien durante el día e iniciar un programa para optimizar el tiempo que tienes disponible.

2. Organizar estableciendo prioridades y descartando lo superfluo

Comprender cómo se gasta el tiempo es otro punto importante en la organización de la vida laboral. Una vez hecho esto, el siguiente paso es decidir qué merece tu atención y qué podemos eliminar.

Puedes adoptar una actitud "rígida". Prioriza lo que realmente necesitas y descarta lo que te está drenando la energía. Hazlo sin dudarlo, recordando las preciosas palabras de Thoreau

“No es suficiente estar ocupado, las hormigas también lo están. El punto es: ¿ocupado haciendo qué?".

-Henry David Thoreau-

3. Detox digital para organizar la vida laboral

En el caso de que tu desempeño laboral esté relacionado con el uso de tecnologías, puede ser muy útil desconectarte periódicamente de todo lo que es el mundo digital. Por ejemplo, puede dejar su teléfono celular a un lado por un cierto período de tiempo.


Un estudio reciente correlaciona la disposición a trabajar horas o días extra con la disminución de la tranquilidad y la disminución de los niveles de energía del trabajador. Su estado de ánimo también se ve afectado.


Pensar que puedes responder a un mensaje de trabajo puede hacerte sentir como si todavía estuvieras en el trabajo.

Como señalan los autores del estudio, las horas no laborables en las que se espera que los empleados respondan a los problemas laborales serían incompatibles con el tiempo libre del que disponen. Esta incompatibilidad generaría mayor estrés laboral.

Sentimos que tenemos que separarnos de la tecnología que nos ata a nuestro trabajo. En su lugar, debemos tratar de mitigar los efectos de estar siempre disponibles.

4. Evita el perfeccionismo para organizar la vida laboral

En gran parte, lo que nos lleva al exceso de trabajo es la necesidad de trabajar de la mejor manera posible. Muchos también creen que si no se esfuerza más de lo esperado, no cumplirán con sus deberes, serán castigados o incluso perderán sus trabajos.

El problema con los perfeccionistas es que tienden a ver los errores como fracasos personales en lugar de verlos como parte del proceso normal de aprendizaje y crecimiento. Es por esto que estas personas pueden ser víctimas de alguno de los siguientes hábitos negativos:

  • Procrastinación por miedo a no poder completar las tareas de la forma en que esperamos que se hagan.
  • Cree que para hacer el trabajo correctamente necesitan esforzarse más.

5. Limita las actividades y relaciones que pueden hacerte perder el tiempo

Para encontrar la organización de tu vida laboral y encontrar el equilibrio con tu vida personal, no basta con separarlos. Debes estar satisfecho tanto con el trabajo realizado como a nivel personal.

Ser productivos, en ocasiones, puede llevarnos a pensar que estamos haciendo mejor nuestro trabajo. Pero ser productivo implica un esfuerzo que puede llevarnos a adoptar hábitos perjudiciales para nuestra vida personal y familiar.

Por eso es importante dedicar parte de tu tiempo a las actividades que disfrutas oa las cosas que realmente quieres hacer. Por ejemplo, estar con amigos y disfrutar de su compañía.

Si las actividades y las relaciones te hacen sentir que estás perdiendo el tiempo, no solo no te enriquecen, sino que también pueden desgastarte por dentro. No olvides que si sientes que estás perdiendo el tiempo, será más fácil que caigas en la tentación de volver a trabajar.

Añade un comentario de Organiza tu vida laboral
¡Comentario enviado con éxito! Lo revisaremos en las próximas horas.