Liderar un equipo de trabajo productivo

Quien soy
Joe Dispenza
@joedispenza
FUENTES CONSULTADAS:

wikipedia.org

Liderar un equipo de trabajo productivo

Liderar un equipo de trabajo productivo significa llevar a cabo un proyecto exitoso. Cometer un error, por otro lado, podría comprometer la cohesión del grupo.

Última actualización: 17 de enero de 2021

Liderar un equipo de trabajo productivo requiere la adopción de estrategias inteligentes de mando y delegación. Una de las claves para un buen liderazgo de grupo es continuar con este clima de trabajo a largo plazo. La constancia y la perseverancia son muy importantes para obtener buenos resultados.



Un equipo de trabajo productivo es el resultado de una adecuada formación, fuerte motivación y comunicación directa, así como armonía con el grupo y capacidad inteligente para la toma de decisiones. no por casualidad, un buen líder es uno de los pegamentos más poderosos para mantener unido al equipo.

Cómo liderar un equipo de trabajo productivo

Liderar un equipo de trabajo de manera efectiva no es tarea fácil. Sin embargo, algunos trucos, consejos y estrategias nos pueden ayudar. Los presentamos en detalle en las siguientes líneas.


Contacto directo con el grupo.

No nos referimos al grupo en su conjunto, sino a cada uno de los miembros que lo componen. Trabajar en equipo significa que cada miembro tiene necesidades, particularidades, talentos y habilidades diferentes. Un buen líder sabe combinar la comunicación individual con la comunicación grupal., eligiendo un canal u otro según el destinatario, el mensaje, el momento, etc.

La comunicación es el principal camino por el que viaja la información; en consecuencia, cuanto mejor esté organizada, más eficaz será. Esto le permite tener conversaciones constructivas gracias a las cuales cada miembro podrá dar lo mejor de sus habilidades en un ambiente respetuoso y dinámico.



Reconocimiento al esfuerzo por liderar un equipo de trabajo productivo

Un buen líder sabe agradecer y reconocer el trabajo de sus colaboradores. Además de esto, sabe mostrar empatía poniéndose en la piel de sus compañeros y subrayando los esfuerzos realizados para alcanzar determinados objetivos, de los que se siente más orgulloso.

Un equipo de trabajo productivo mantiene un diálogo multidireccional donde las conversaciones sean positivas y directas, encaminadas a motivar, brindar confianza y reconocer los méritos de cada integrante de manera constructiva.

"Para liderar, la gente camina detrás de ellos".

-Laozi-

Definir periódicamente metas y objetivos.

Toda gran meta requiere la consecución paulatina de pequeñas metas que acerquen al grupo a la meta final. Solo de esta manera es posible salir de la zona de confort y promover la motivación y la inspiración.

Para ello, es útil reiterar y revisar periódicamente la trayectoria del grupo, estableciendo diferentes objetivos y fases e inaugurando otras. en estos momentos es importante evaluar lo que se ha logrado y lo que se debería haber logrado y lo que no se ha conseguido, además de poner sobre la mesa soluciones eficaces para aquellos puntos en los que hay un bloqueo o el trabajo va demasiado lento. Las llamadas metodologías ágiles que tan de moda están hoy en día.


Manejo adecuado de conflictos.

Ocultar los conflictos o esperar demasiado para resolverlos siempre ha resultado de poca utilidad: en muchos casos sólo acaba complicándolos o agudizándolos. Un buen líder afronta la situación en el momento adecuado, generalmente mucho antes de que se convierta en un problema difícil.


Cuando un conflicto arraiga y se expande sin que nadie lo detenga, se volverá en contra de la cohesión del grupo, desintegrándolo. Una gestión sabia de los conflictos, realizada en el momento oportuno, puede fortalecer la cohesión, mejorando el clima laboral y el desempeño de la empresa.



Hábil manejo de la rutina para gestionar un equipo de trabajo

La rutina puede ser un virus que ataca la motivación de un equipo de trabajo. Haz pequeños cambios para que el grupo no se aburra y reduzca su productividad puede ser una buena idea.

Como siempre, es importante actuar con sentido común. Cuando un líder delega o es gerente, debe conocer los talentos y habilidades de cada trabajador, sus experiencias y los conocimientos disponibles para lograr lo que se requiere de él. De lo contrario, podría surgir la temida frustración.


No nos engañemos. Liderar un equipo de trabajo no es fácil y mucho menos hacerlo bien. Estos consejos son un punto de partida para actuar con equilibrio e inteligencia. vale la pena entrenar y prepararse para el puesto de líder: los resultados vendrán poco a poco.

Añade un comentario de Liderar un equipo de trabajo productivo
¡Comentario enviado con éxito! Lo revisaremos en las próximas horas.