La felicidad es una decisión personal

Quien soy
Joe Dispenza
@joedispenza
FUENTES CONSULTADAS:

wikipedia.org

La felicidad es una decisión personal

Última actualización: 06 de enero de 2015

¿Cuántas veces has pensado que el día había empezado mal porque el cielo estaba gris o llovía? Seguro que alguna vez te habrá pasado. Lo mismo podríamos decir de un día especialmente caluroso o de uno en el que no sonó el despertador… Parece que estamos dispuestos a sentirnos infelices incluso por los asuntos más estúpidos y superficiales.


Ser feliz, en cambio, es una decisión personal. La pregunta es simple: podemos encontrar la felicidad incluso si no tenemos todo lo que queremos en la vida. Usted puede pensar que esta es una actitud conformista, y para algunos puede parecer una tontería. Pero si lo piensas bien: ya no nos beneficiamos de una actitud positiva ¿Quién da negativo?


Somos capaces de ser felices si tomamos la decisión de ser felices, si podemos entender que aunque muchas cosas puedan salir mal, siempre habrá algo bueno, algo que nos motive y nos haga felices de alguna manera. Y "de alguna manera" es definitivamente mejor que nada, ¿verdad? Son tiempos difíciles, las cuentas que no cuadran pueden arruinarnos el día, y hasta el amor no es algo que podamos tener bajo control.

De hecho, el amor mismo es quizás lo que corre el riesgo de hacernos más infelices: quizás porque nos sentimos incomprendidos o rechazados por la persona que amamos, o porque nos damos cuenta de que el tiempo pasa y que aún no hemos encontrado nuestra "mitad de la manzana". Pero no hay tal cosa: la soledad también es algo que simplemente podemos decidir dejar de lado. Podemos sentirnos solos en una multitud o trabajar para sentirnos completos simplemente estando solos. Somos tan felices como queremos.



La influencia que tiene nuestra mente en nuestros sentimientos puede parecerte increíble: cuando decidimos cambiar lo que está mal en nuestras relaciones, cuando nos convencemos de que el amor no es una cosa complicada, que no debemos intentar cambiar a nadie sino simplemente amar, porque así encontraremos nuestra felicidad... Solo así seremos realmente felices. cuando somos capaces de sonríe aunque las cosas salgan mal, porque entendemos que en realidad las cosas pueden cambiar en cualquier momento, ya hemos dado un gran paso hacia la felicidad.

Si llega el amor, ¿por qué seguimos buscando fallas en nuestra relación o en nuestra pareja? Si pensamos en lo vulnerables que somos, nos daremos cuenta de que nadie es perfecto y que podemos ser felices incluso viviendo con imperfecciones. Y si el amor no llega, ¿por qué nos obstinamos en amargarnos? laamor vendrá como todo: inesperadamente. Quizá deberías mirar más a tu alrededor, a veces pasamos por encima de la gente sin darnos cuenta… Y lo que queremos puede estar más cerca de lo que pensamos.


Si el cielo está gris esta mañana, puedes pensar que todo va mal: pero el invierno puede ser la más hermosa de las estaciones. A veces despierta la nostalgia, siempre queda algún recuerdo del pasado que un día sin sol trae de vuelta a la superficie. Pero dado que sabemos que sucederá, debemos entender que es bueno sonreir y aceptar que ese dia sera asi.

Muchas de las cosas que nos traerán la felicidad simplemente están ahí, esperando que nos decidamos a vivirlas.. Están en nuestra mente más que en nuestro corazón, debemos cambiar la forma de ver la vida. Vívelo como viene, porque siempre habrá algo que lo hará mejor, por mucho que tratemos de no verlo.


¿No es el mero hecho de tener un día más de vida motivo suficiente para ser feliz? ¿Por qué no empiezas a ser feliz hoy?

Añade un comentario de La felicidad es una decisión personal
¡Comentario enviado con éxito! Lo revisaremos en las próximas horas.