Gimnasia postural TIB

Quien soy
Robert Maurer
@robertmaurer
FUENTES CONSULTADAS:

wikipedia.org

Autor y referencias
gimnasia de máxima eficacia para el hombre de hoy

 


A diferencia de todos los demás mamíferos cuadrúpedos, los humanos tienen que esperar alrededor de 6 años para obtener uno. postura estable. De hecho, a la edad de 5-6 años, las curvas vertebrales se forman y estabilizan y esto sucede gracias a la maduración propioceptiva externa del pie que es, por tanto, la principal responsable de las modificaciones de las curvas vertebrales en posición erguida. Al mismo tiempo mastica (con la aparición de los primeros molares) y traga madura. La dentición que forma el niño, a partir del primer año de edad, se forma según el plano oclusal que, a su vez, viene determinado por su postura (la mandíbula parece seguir la pelvis como una sombra), que se mueve gradualmente asumiendo, pero también del uso de la lengua que, con sus 17 músculos (extrínsecos más intrínsecos), junto con el pie, resulta ser el conformador órgano-funcional más importante. De hecho, la lengua influye directamente en el crecimiento mandibular y maxilar y en la morfogénesis de las arcadas dentarias; la funcionalidad de los músculos masticadores tendrá que soportar inevitablemente la desarmonía presente con reflejos en las cadenas musculares más importantes. Una alineación inadecuada de la cabeza implica, dado su peso (equivalente a aproximadamente 1/7 del peso corporal en el adulto) y su posición, compensaciones de todo el cuerpo, lo que potencialmente desencadena un círculo vicioso de efectos perturbadores ascendentes-descendentes.



Al nacer, los circuitos nerviosos predispuestos a caminar ya están presentes, sin embargo, para permitir un adecuado e indispensable desarrollo musculoesquelético, son inhibidos temporalmente por los centros superiores. La postura como acto voluntario se convierte así en un fenómeno de maduración y aprendizaje. Aproximadamente un año comienza a caminar, primero aprendido y luego automatizado. Solo alrededor de los dos años de edad, siguiendo el desarrollo de estructuras relacionadas, el control automático es eficiente. El desarrollo completo de la función postural (sistema tónico postural) generalmente ocurre alrededor de los once años y luego permanece estable hasta los 65 años.
L'equilibrio y movimientos están garantizados por importantes mecanismos fisiológicos a los que se dirigen las funciones vestibulares (laberinto), cerebelo, formación reticular, receptores visuales y, en menor medida, exteroceptores auditivos, táctiles y de presión (de los pies de las plantas en particular) y propioceptores de cápsulas articulares, tendones , músculos y vísceras (enteroreceptores).
En general, el sistema motor, como un sistema cibernético, contiene representaciones cerebrales, engramas, constituido por el conjunto de experiencias motoras memorizadas por el individuo, que permiten un mecanismo de toma de decisiones anticipatorio (feed-forward) con respecto a la conducta motora que está a punto de ponerse en marcha. Este mecanismo transforma los engramas en un código nervioso que, a través del tronco encefálico y luego por la vía medular, llega a los motores de los músculos periféricos; La energía mental se transforma así en energía mecánica o en movimiento.
para que sea armónico, hasta el más pequeño de los movimientos involucra cada vez más grupos musculares, que se reclutan de manera temporal jerárquica, actuando así de manera coordinada, como si fueran un solo músculo (coordinación motora). La elección del movimiento viene determinada de forma rápida y armoniosa por el sistema feed-forward, gracias a los engramas, mientras que el control lo realiza el sistema retroactivo, o por el sistema feed-back, alerta constantemente durante la acción. Cualquier variación de movimiento, necesaria por perturbaciones, se realiza en realidad mediante mecanismos de corrección que también son anticipatorios (feed-forward), por lo tanto basados ​​en engramas; esto permite una mayor eficacia en términos de tiempo y forma.
Las actividades motrices rítmicas, como caminar y masticar, tienen la característica de ser generalmente voluntarias al inicio y al final, reflejos, es decir, manejados automáticamente por reflejos propioceptivos, en particular los simples que tienen la gran ventaja de la velocidad (40 m / s para unos), por el resto de la duración. El cerebro proporciona a la médula espinal el valor deseado, este valor se compara con la situación real, es decir, con el valor real, que es medido por un receptor sensorial específico. Al comparar valores reales e ideales, la médula espinal regula el tipo de rendimiento que debe realizar el músculo en cuestión.
Esta complejidad de los mecanismos de acción-reacción, presente en el manejo postural, requiere necesariamente que todas las funciones relacionadas con el control del movimiento y la postura sean distintas pero interdependientes. La gestión de la ejecución del movimiento es, al mismo tiempo, jerárquica y paralela. La organización jerárquica permite el desarrollo, en los niveles inferiores, de importantes mecanismos reflejos (cortocircuito medular mediante reflejos espinales o tronco-cerebro mediante reflejos tronco-cerebro), gracias a lo cual, los niveles superiores solo pueden dar información general. comandos sin tener que detallar el motor de actuación. Sin embargo, gracias a la modalidad paralela, los niveles superiores pueden interactuar directamente sobre los inferiores, integrando y alternando, de forma inmediata, funciones (este aspecto es fundamental en la recuperación funcional de algunas lesiones del sistema nervioso central); por ejemplo, la médula espinal por sí sola no puede garantizar una marcha suave y segura.
Todo esto nos hace comprender cómo la postura, en estática y al caminar, requiere más niveles de control nervioso, ya que la acción antigravedad requiere una coordinación amplia y compleja. A través de los mecanismos descritos anteriormente, los estímulos cutáneos son capaces de modular reflejos muy complejos con funciones posturales notables. De ahí la importancia del terreno y del calzado en la determinación de las actitudes posturales y, por tanto, en la creación de engramas cerebrales.
Tampoco debe pasarse por alto el papel fundamental del sistema conectivo en la determinación de la postura y los patrones motores. Cualquier causa capaz de modificar (para bien o para mal) el equilibrio, dondequiera que se sitúe a lo largo del eje cefalopodálico, tendrá reflejos inmediatos, transmitidos ascendente o descendente a lo largo de las cadenas musculares y la red conectiva, sobre todos los demás segmentos corporales. Así se produce una reprogramación del sistema postural y del equilibrio, que implica cambios en las principales vías aferentes, tanto funcionales como, tras un determinado período de tiempo, incluso anatómicas, determinando un nuevo engrama motor. refuerza, como un condicionamiento neuroasociativo mental, ese engrama motor.





Otros artículos sobre 'Gimnasia postural y postural'

  1. Postura y movimiento - gimnasia postural TIB -
  2. Gimnasia postural TIB
  3. La red de tensegridad conectiva - gimnasia postural TIB -
  4. El poder de la relajación - gimnasia postural TIB -
  5. Hábitat y estilo de vida "artificial" - Gimnasia postural TIB -
  6. Reeducación postural TIB -
  7. Gimnasia de máxima eficiencia - Gimnasia postural TIB -
  8. Rehabilitación motora - gimnasia postural TIB -
  9. Gimnasia postural TIB - Resistencia y Elasticidad -
  10. Gimnasia postural TIB - gimnasia de máxima eficacia para el hombre de hoy
  11. Reeducación respiratoria - Gimnasia postural TIB -
  12. acondicionamiento neuroasociativo - gimnasia postural TIB -
  13. Asesoramiento físico - gimnasia postural TIB -
  14. Gimnasia postural TIB - Bibliografía -
Audio vídeo Gimnasia postural TIB
Añade un comentario de Gimnasia postural TIB
¡Comentario enviado con éxito! Lo revisaremos en las próximas horas.