El sentimiento por excelencia en la vida es el amor.

Quien soy
Louise Hay
@louisehay
FUENTES CONSULTADAS:

wikipedia.org

Autor y referencias
El sentimiento por excelencia en la vida es el amor.

¿Pones amor en todo lo que haces, piensas y deseas? Ofrece amor libremente y permítete recibirlo. Porque el amor auténtico no duele, nos transforma y nos empuja a conseguir la vida que queremos llenando de ilusión y pasión cada meta que nos proponemos.

Última actualización: 07 de mayo de 2022

El sentimiento por excelencia en la vida es el amor.. Ninguna realidad define al ser humano como ese filtro que lo ilumina todo.



Con ella nos expresamos, validamos a los demás y ellos nos validan, formamos alianzas, nos cuidamos y soñamos. Porque todo lo que nos rodea se puede conjugar con el verbo "amar", aunque no siempre seamos conscientes de ello.

Imaginemos una persona que sale de casa para ir a trabajar. Lo más probable es que salude a alguien: la pareja, los hijos, los padres, la mascota… El amor está presente en todas estas acciones.

En la calle ve un cartel publicitario, cuya estrategia de marketing es despertar emociones, como las de quien regala un perfume a un ser querido.

Llega al trabajo, se dedica a esa profesión que es también la pasión de su vida. Hacer y dedicarnos a algo que amamos nos reconforta y da sentido a nuestra existencia. Horas después, la persona recibe un mensaje de su mejor amigo, ese compañero de alegrías y tristezas que le escribe para saber cómo le va. .

El amor es la tinta que describe todas estas situaciones. Es este sentimiento el que más nos enriquece y saca lo mejor de nosotros. Aunque a menudo se dice que el cerebro es un órgano puramente social, en realidad habla el lenguaje de las emociones, especialmente del amor.


El sentimiento por excelencia en la vida es el amor.

Puede parecer excesivo decir que el sentimiento por excelencia en la vida es el amor. Significa relacionar la palabra "amor" con romance, con una relación. No basta con comprender el rostro antes mencionado de esa figura multifacética que es el amor.


Amistad, familia, pasiones, amor propio, admiración… Todo está contenido en esta aleación que, al fin y al cabo, tiene un gran impacto en los pensamientos, las emociones y el comportamiento. Amar es una experiencia subjetiva. que pueden, sin embargo, ser analizados sistemáticamente en muchas acciones cotidianas.

Comprender esto, ser conscientes de que esta zona puede hacer que nuestra vida sea más valiosa, es extremadamente importante.

El amor es un arte, por lo que debe ser entendido y practicado.

En 1956 Erich Fromm explicaba en su libro El arte de amar que este sentimiento debe entenderse como una forma de arte.

Una percepción similar somete al ser humano a dos obligaciones: descubrir la esencia del amor, su sentido, su finalidad; aprender a amar y esto requiere práctica y buena voluntad. Y repetimos, no se limita a las relaciones de pareja.

El sentimiento por excelencia en la vida es el amor porque lo impregna todo, lo trasciende y, con él, como decía el filósofo José Ortega y Gasset, alcanza la plenitud.

La palabra "amor" expresa múltiples sentimientos.

Amar significa sentir afecto por alguien, pero también describe gustos y pasiones (amo la música, amo los libros de Murakami, amo caminar bajo la lluvia de verano...). Sentimientos arraigados en nuestra persona que nos muestran la riqueza de este sentimiento.


Los diferentes las lenguas son el ejemplo más maravilloso de ese crisol de significantes de la palabra amor. Hagamos algunos ejemplos:

  • Forelsket, término nórdico que describe la euforia que sentimos cuando nos enamoramos por primera vez.
  • Retrouvailles, palabra francesa que expresa la felicidad que sentimos cuando volvemos a ver a alguien a quien amamos: un amigo, un familiar, una pareja, etc.
  • Radljost, un término islandés que describe la capacidad de ver la luz al final del túnel cuando nos amamos lo suficiente como para confiar en nosotros mismos.

El sentimiento por excelencia en la vida es el amor: porque el amor es acción

Esta dimensión no es pasiva; el sentimiento por excelencia en la vida es el amor porque adquiere sentido sólo a través de la acción. Si lo concebimos como una pasión, debe invitarnos a dedicarnos a aquellas actividades que nos hacen felices como un trabajo, una meta, un pasatiempo.



El afecto se manifiesta actuando. Para que el amor de pareja, de familia y de amigos tenga un sentido auténtico, debemos poner en marcha conductas que lo demuestren, que lo hagan aparecer como un auténtico acto de reciprocidad.

Por otro lado, y no menos importante, la autoestima también requiere coraje, comportarnos de acuerdo con los valores, principios y deseos personales, dándonos lo que necesitamos y merecemos.

El amor nos hace mejores

En un interesante artículo de investigación titulado La nueva psicología del amor, los doctores Aron y Tomlinson describen esta dimensión como un mecanismo muy significativo mediante el cual definimos nuestra identidad. Y no solo eso: también nos invita a ser mejores.


Después de todo, elel amor facilita la conexión, el interés mutuo y el deseo de generar el bien. Cuando amamos, nos comprometemos con algo o con alguien y eso ofrece un incentivo maravilloso a nuestra existencia.

No dudes en observar la realidad a través del filtro del amor.. Activarlo no cuesta nada y puede ser muy gratificante.

Añade un comentario de El sentimiento por excelencia en la vida es el amor.
¡Comentario enviado con éxito! Lo revisaremos en las próximas horas.